Pleitos

Los mossos investigados por una presunta agresión racista en 2019 irán a una rueda de reconocimiento

SOS Racisme se opone a la petición de los agentes de comparecer con la cara tapada

mossos-d-esquadra
photo_camera mossos-d-esquadra

El Juzgado de Instrucción 5 de Manresa (Barcelona) ha fijado para el 28 de enero una rueda de reconocimiento a los seis agentes de Mossos d'Esquadra investigados por presuntas lesiones e insultos racistas a un joven en 2019 en la ciudad.

El titular del Juzgado ha acordado que los agentes asistan con el uniforme que llevaban el día de los hechos denunciados y sin casco, han explicado fuentes judiciales.

Según ha señalado en un comunicado SOS Racisme, que representa al denunciante, la defensa de los agentes ha pedido hacer la rueda de reconocimiento con la cara tapada alegando que "el denunciante, en su primera declaración, indicó que los agresores eran antidisturbios que iban con un tapabocas y sin casco", ha afirmado la entidad, que ha añadido que ha presentado un escrito el juez posicionándose en contra de esta petición.

SOS Racisme considera que el recurso para cambiar el atuendo en la rueda de reconocimiento "es una nueva estrategia para dilatar el procedimiento que juzga unos hechos que ocurrieron hace casi dos años", y ha tachado de absurda la petición de hacer el reconocimiento con la cara tapada.

El juez investiga, a raíz de una denuncia de SOS Racisme, a seis agentes de Mossos por presuntas lesiones y delito contra la integridad moral durante una actuación en enero de 2019, y la demanda señala que Wubi, el denunciante de 20 años, contó que fue una actuación racista, en la que asegura que los agentes le llamaron 'mono', 'negro de mierda' le amenazaron con gritos como 'te hundo la cara aquí', tras lo que fue detenido.

El joven grabó con el móvil la actuación, y tras publicarse la Conselleria de Interior anunció que cambiaría de destinación a los mossos implicados.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable