Puños y Puñetas

Puño al Gobierno por haber abandonado al juez Llarena

El juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena
photo_cameraEl juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena

El magistrado del Tribunal Supremo Pablo Llarena, instructor del sumario contra el procés, fue increpado en la madrugada del sábado, al salir de un restaurante en Palafrugell (Gerona) donde había cenado con otras 17 personas, entre ellos Alberto Fernández Díaz, concejal del PP del Ayuntamiento de Barcelona. En Palafrugell, donde reside actualmente su familia, tuvo que salir del restaurante escoltado por la Policía Nacional y entre los increpaciones de un grupo de independentistas. Ningún portavoz del Gobierno ha alzado la voz en su defensa después de este accidente. Un dato más que muestra la incomodidad que siente el Gobierno con la actividad profesional del magistrado, al que ha dejado absolutamente solo. Puño al Gobierno por no apoyar al juez Llarena en el cumplimiento de su deber.

 
Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes